Clínicas medicina estética post covid19
Cirugía estética corporal Cirugía estética facial

La nueva normalidad en las clínicas de medicina estética

Poco a poco, empresas, trabajadores y ciudadanos empiezan a volver a la normalidad y la rutina después de la crisis sanitaria del coronavirus, aunque no tengan nada ni de “normal” ni de “vuelta”. También las clínicas de medicina estética en Madrid y en todas las regiones del territorio nacional, dependiendo de la fase de desescalada en la que se encuentren. Pero el temor ante nuevos contagios o rebrotes sigue y seguirá en el aire, al menos, hasta que no se encuentre una cura para el virus.

Con este temor, las medidas de seguridad y protección impuestas por el Gobierno y por los organismos internacionales se multiplican y abarcan tanto las esferas más personales como los ámbitos públicos, los profesionales, etc. En este sentido, en el Centro Europeo de Cirugía Estética (como profesionales de esta rama sanitaria), permanecemos atentos a todas las novedades en cuanto a las normas y procedimientos que debemos seguir de cara a la reapertura de nuestras clínicas de medicina estética en Madrid y Granada.

Protocolo de reapertura después de la crisis

El plan de desescalada propuesto por el Gobierno ha colocado en diferente posición a cada una de las provincias, según su nivel de mejora en cifras de contagios y fallecidos por coronavirus. Cada fase supone un nuevo levantamiento de restricciones y, frente a ello, los profesionales del sector sanitario debemos estar preparados.

La Sociedad Española de Medicina Estética (SEME) ha preparado un protocolo de actuación para la reapertura de las clínicas de medicina estética de Madrid y de todas las provincias españolas. Las medidas de higiene y protección personal de los trabajadores (dentro y fuera del centro), la desinfección de las instalaciones, la clasificación de los pacientes (triaje) según la gravedad de la consulta o la toma de medidas de seguridad, distanciamiento y limpieza en toda la clínica son las más repetidas.

Las resumimos:

  • Preparación del personal. El equipo de trabajadores al completo debe conocer y seguir las recomendaciones de higiene, desinfección y limpieza. Al mismo tiempo, tiene que dárselas a conocer a los pacientes tanto vía telefónica – a la hora de concertar la cita previa (necesaria) – como durante su estancia en la clínica.
  • Aprovisionamiento de equipos de protección y uso obligatorio durante toda la jornada. Los trabajadores deben utilizar trajes especiales, mascarillas, pantallas y guantes para atender a los pacientes. De la misma manera, se debe exigir o proporcionar a los usuarios mascarillas quirúrgicas, protectores para los zapatos, gel hidroalcohólico…
  • Limpieza y desinfección frecuentes. Al abrir y al cerrar la clínica, antes y después de recibir a cada paciente, al comienzo y al final del turno de cada trabajador… A la exhaustiva higienización que ya seguían las clínicas de medicina estética en Madrid, hay que añadir las medidas de protección y ventilación actuales exigidas por el coronavirus.
  • Comprobación de la sintomatología del paciente antes de acceder a la clínica. Mediante el triaje telefónico, la persona responsable debe asegurar que el cliente no ha presentado síntomas de coronavirus en las dos semanas previas a su visita. Antes de acceder a la clínica, se debe volver a comprobar y tomar su temperatura.
  • Información y consentimiento. El paciente debe conocer los cuidados que debe asumir en cualquier tratamiento de medicina estética en estas fases de desescalada poscoronavirus y debe reconocerlo mediante un documento de consentimiento.

Si tienes pensando afrontar la nueva normalidad con un tratamiento de belleza, ponte en contacto con nosotros en el Centro Europeo de Cirugía Estética. Te ayudaremos a encontrar el más adecuado a tus necesidades y a hacerlo con todas las garantías de protección frente a la COVID-19.